Líquido de embrague y frenos es el mismo

Comentarios

Cuando se trata de nuestros vehículos, la mayoría de nosotros sabemos que necesitamos gasolina para hacerlos funcionar y que cada dos meses hay que cambiarles el aceite. Sin embargo, hay algunos requisitos de mantenimiento que son menos populares, pero son muy importantes.

Si quieres que tu coche dure, es esencial tomar nota de lo que tu vehículo necesita para funcionar correctamente y hacer lo que puedas para satisfacer esas necesidades. Dos cosas que los propietarios de coches deben conocer son el líquido de embrague y el de frenos.

Sorpresa: el líquido de embrague es en realidad un tipo de líquido de frenos que se encuentra en el cilindro del embrague. Este líquido en particular se almacena en el cilindro maestro del embrague, que, cuando se pisa el pedal del embrague, permite que el líquido llegue al cilindro esclavo permitiendo que el coche cambie o cambie de marcha. Una vez cambiada la marcha, se suelta el embrague y el líquido vuelve al cilindro maestro.

Si sus frenos no funcionan correctamente, algo que debe comprobar es el líquido de frenos. Este líquido en particular es esencial para el correcto funcionamiento del sistema de frenos de tu coche. Sin el líquido lubricando las partes intrincadas de la rueda y el freno, sería difícil parar. Y lo que es más importante, puede causar daños graves.

Ares 18071-1l freno bl

Esto se debe a que un embrague hidráulico y un sistema de frenos se basan en los mismos principios básicos de la hidráulica y comparten muchos componentes similares del sistema. De hecho, muchos sistemas de embrague hidráulico utilizan líquido de frenos de especificación estándar, pero consulte el manual del propietario de su vehículo para asegurarse.

Esto significa que el líquido de embrague también es higroscópico, que es una forma elegante de decir que absorbe la humedad del aire con el tiempo. Y, puesto que el agua se comprime más que el líquido hidráulico, el líquido saturado de agua puede dar lugar a una sensación de pedal esponjoso. (Y esto es así tanto en el sistema de frenos como en el de embrague).

Hay esencialmente dos tipos de diseños de actuador de embrague hidráulico que es probable que encuentres. En primer lugar, está el estilo de varilla de empuje, que es básicamente sólo un pistón que mueve un enlace unido a una horquilla de embrague. Al pisar el pedal de embrague se acciona la varilla de empuje, se mueve el cilindro y se acopla la horquilla de embrague (algo así como un embrague tradicional totalmente mecánico).

El otro diseño de actuador es cada vez más común en los vehículos modernos. En realidad, el embrague está alojado en un cojinete que encaja alrededor del eje de entrada de la transmisión. Cuando se pisa el pedal del embrague, se acciona un cojinete hidráulico que empuja contra el diafragma del embrague para desembragarlo.

Depósito de líquido de embrague

La mayoría de los líquidos de embrague y frenos tienen una base alcohólica. Esto significa que puede absorber humedad a una velocidad alarmante. Cuanto más se expone al aire, más rápido se absorbe. Esta es la razón principal por la que debe sustituir el líquido de frenos cada dos años (posiblemente cada año si el coche se conduce poco y en un ambiente de alta humedad). Pero, ¿qué ocurre con el líquido de embrague?

El líquido de embrague es el mismo que el líquido de frenos y en muchos casos utiliza el mismo depósito. He encontrado que la mayoría de los propietarios con transmisiones manuales descuidan el lavado del líquido de embrague. Echa un vistazo a la siguiente imagen para ver lo que podría suceder si no lo haces.

¿Cuál es la solución? Lave el sistema de embrague cada dos años con un líquido de frenos DOT 4 de calidad LMA (baja absorción de humedad). Sabemos que el proceso puede ser un verdadero dolor, pero la presión de sangrado de abajo hacia arriba realmente acelera el proceso con menos lío.    El sangrado por bomba casi nunca funciona muy bien con los embragues. Nuestro purgador de presión para los sistemas de freno también puede funcionar bien con su embrague.

Osbun freno embrague m

Como propietario de un coche, es importante que conozca todos los líquidos que debe verter en su vehículo para que funcione correctamente. Entonces, cuando se trata de líquido de embrague frente a líquido de frenos, ¿hay alguna diferencia?    ¡Tenemos la información que necesita ahora!

Usted ha oído las dos palabras juntas… «líquido de embrague» y cuando las oye, ciertamente suena como si este tipo de líquido fuera una «cosa real». Pero aquí está la verdad sobre el líquido de embrague: ¡el líquido de embrague no existe! ¡Espera! ¡Déjanos explicártelo antes de que te vayas!

El líquido de embrague es en realidad líquido de frenos que se aloja en el cilindro maestro del embrague. Cuando pisas el pedal del embrague, este líquido sale del cilindro maestro y entra en el cilindro esclavo. La presión del fluido acciona entonces el embrague. Esta acción le permite cambiar de marcha. Una vez que el embrague está engranado, el pedal del embrague se libera, permitiendo que el líquido vuelva al cilindro maestro del embrague del vehículo.

Este líquido en particular se mantiene en el cilindro maestro del embrague. Después de que usted vaya y presione el pedal del embrague de su vehículo, el líquido entonces hace su manera al cilindro del esclavo. Aquí es donde la presión del líquido ayuda a mover el embrague, que es demasiado pesado para ser movido sin esa presión añadida.    Si usted experimenta una fuga de líquido del cilindro maestro del embrague de su vehículo, usted no tendrá suficiente potencia o presión que de manera eficaz y eficiente acoplar el embrague. Esto hará que su vehículo no pueda cambiar de marcha. Si el líquido de frenos del compartimento del embrague se contamina alguna vez con residuos y suciedad, corre el riesgo de que se produzcan daños graves en el cilindro maestro del embrague y en el cilindro receptor.